Lun 11 Nov 2013 19:47

PENSAR LAS CÁRCELES DE AMÉRICA LATINA

- 1803 hits - Sin voto - - - 19:47

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado

cárceles de América Latina

Location: Peru

Call for Papers Date: 2013-12-22

Date Submitted: 2013-10-23

Announcement ID: 207903

Convocatoria Coloquio internacional "Pensar las cárceles de América latina"
Lima, Perú, 23-25 de abril 2014

ARGUMENTO

Este coloquio ofrece ampliar, difundir y compartir el conocimiento que tenemos de las cárceles latinoamericanas para tratar de entender la complejidad del funcionamiento de estos espacios particulares. El ámbito carcelario constituye un objeto de atención para los medios masivos de comunicación, que mayormente las contemplan cuando están vinculadas a temas políticos puntuales, al tema de las condiciones de vida de los internos, o eventualmente a temas de Derechos Humanos. La mayoría de las menciones que se hace de ellas releva de lo sensacional, hasta de lo macabro, siendo la sobrepoblación y la violencia características presentadas como propias de las cárceles del continente latinoamericano. Sin embargo, el espacio penitenciario sigue siendo un lugar ampliamente desconocido, no sólo del público en general, sino también de la comunidad científica a la que se le abrieron las puertas de este universo desde hace relativamente poco tiempo. Más allá de las personas encarceladas, no se puede ignorar la diversidad de los actores vinculados al espacio físico o simbólico de las cárceles y sus periferias. El silencio que ha rodeado el universo carcelario desde hace mucho tiempo ha sido roto en los últimos años por el desarrollo de trabajos científicos sobre el tema. La criminología, la antropología, la sociología, la historia, las ciencias políticas o la psicología solamente representan a algunas de las disciplinas para las que la cárcel ofrece un amplio campo de investigación. Las etnografías sobre las cárceles a través del mundo se multiplican poco a poco, pero cabe constatar que Europa occidental y América del Norte constituyen regiones pioneras en este ámbito.

Sin embargo, América latina representa un continente donde las tasas de encarcelamiento merecen particular atención. En 2012, éstos alcanzaban más de 270 internos para cien mil habitantes en Chile o en Brasil, más de 300 internos para cien mil habitantes en Costa Rica y más de 400 internos para cien mil habitantes en Panamá, y no dejan de crecer de forma exponencial desde hace tres décadas, por más que queden ampliamente inferiores a las tasas estadounidenses y rusas.

Si el encarcelamiento masivo y arbitrario ha sido empleado como herramienta de represalia durante las dictaduras militares, las dinámicas carcelarias aparecen sensiblemente distintas hoy. Los países andinos o fronterizos de los Estados Unidos como Perú, Bolivia, Colombia o México, aparecen particularmente afectados por el tráfico de cocaína, y sus cárceles albergan un número importante de internos nacionales y extranjeros, condenados por tráfico de drogas. Por otro lado, nuevos tipos de violencia hacen estragos hoy, en particular a través de las bandas criminales organizadas. Que estén vinculadas al tráfico de drogas o a una violencia específicamente urbana, a menudo vinculada con la pobreza como en América central (Guatemala, Salvador, Nicaragua) o también en Venezuela y en Brasil, los miembros de estas organizaciones constituyen una parte importante de la población carcelaria de algunos países de América latina. Desde hace tres décadas (según los países), también constatamos una feminización de la población carcelaria. Si estaban casi ausentes de las estadísticas penitenciarias durante los años 1960, las mujeres pasaron a representar desde 5 % (en Paraguay) hasta 12 % (en Bolivia) de la población de las cárceles latinoamericanas.

¿Cuál es el público de las instituciones penitenciarias en América latina, ayer y hoy? ¿Qué transformaciones políticas y/o sociales influenciaron y modificaron el espacio carcelario a lo largo de la historia del continente? ¿Cómo se organiza el espacio carcelario, tanto en sus dimensiones físicas como simbólicas? ¿Qué vínculos se puede observar entre el interior y el exterior de las cárceles? ¿Quiénes son los actores del sistema penitenciario? Si bien se pondrá énfasis sobre las cárceles como espacios específicos, los individuos constituirán objeto de particular atención: interno/as, personal de seguridad, médico y administrativo, legisladores, visitantes religiosos o asociativos, familias y amigos de los internos, etc.

Los ejes de trabajo que proponemos y detallamos a continuación no constituyen sino sugerencias para intentar concentrar la multiplicidad de las temáticas que las cárceles latinoamericanas ofrecen al campo de la investigación científica. Por ende, no son ni exhaustivos, ni exclusivos.

Principales ejes temáticos del coloquio

1. Historia del encierro punitivo y de sus efectos sobre sociedades e individuos

Con su obra Vigilar y castigar, Foucault reconstituyó la historia del castigo en el mundo occidental y demostró cómo la cárcel se tornó en el instrumento moderno de castigo por medio de la privación de libertad (Foucault 1975). Las sanciones corporales dejaron lugar a un proyecto de reforma y control de los cuerpos en un primer tiempo, antes de que el principio de reeducación y reinserción social constituya el leitmotiv de las políticas penales modernas y luego contemporáneas.

En un mundo donde la cárcel afecta a un número cada vez mayor de individuos, aparece legítimo interrogarse sobre las lógicas que justifican el recurso al encierro penal así cómo sobre la evolución de las percepciones sociales relativas a la cárcel (Coyle 2002; Del Olmo 2002; Pérez Guadalupe 2000).

Este eje temático propone estudiar las evoluciones de los lugares y las formas de encierro punitivo, así como la transformación de los tratamientos aplicados a los individuos encarcelados en América latina desde las Independencias. Serán particularmente apreciados los análisis que estudien a los individuos relacionados a estos cambios: 1) que sean actores políticos, jurídicos o religiosos, y que hayan tenido alguna influencia en la esfera punitiva, de manera vertical o no; 2) que hayan constituido el público contemplado por las instituciones punitivas.

2. Encarcelamiento político y trayectorias militantes

A través del continente latinoamericano, las historias políticas nacionales dieron lugar a una variedad de movimientos de oposición o de resistencia que fueron objetos de persecuciones y represalias (Boutron 2009; Treacy 1996). Se puede mencionar por ejemplo las dictaduras militares del cono sur, donde el encierro apareció como un elemento estratégico de la lucha contra-subversiva, pero también como un espacio de movilización ocupado por los grupos contestatarios.

Sin embargo, la caída de las dictaduras y la resolución de los conflictos no ha significado necesariamente el fin de la prisión política en América latina, donde numerosos individuos encarcelados siguen reivindicando su estatus de "prisioneros políticos" (Felices Luna 2007; Renique 2003). ¿Cuál fue, o cuál sigue siendo, el papel de la cárcel en las trayectorias militantes en los países latinoamericanos? ¿Aun se puede hablar de "cárcel política" en el continente?

En una perspectiva pluridisciplinaria, este eje propone identificar los diferentes paradigmas de la encarcelación política en América latina. El espacio carcelario será tratado como una herramienta de represalia, como un espacio de movilización, o como un marcador identitario político.

3. Cárcel, géneros y sexualidades

Los estudios norteamericanos pusieron de relieve la importancia del cruce de los factores sexo, raza y clase, para el análisis del encarcelamiento masivo de las mujeres que se observa desde el final del siglo XX (Allspach 2010; Sudbury 2005; Wacquant 2002; Young and Riviere 2006). ¿Qué es de América Latina, donde la Iglesia ocupó un lugar preponderante en el control de la delincuencia femenina hasta la mitad del siglo pasado (Aguirre 1995; 2003)? ¿Qué transformaciones políticas, legislativas y/o sociales llevaron a un aumento exponencial del número de mujeres tras rejas? ¿Cómo la institución penitenciaria se adaptó (o no) a la feminización de la población carcelaria?

Por otro lado, la cárcel se presenta como un espacio dentro del cual se observa una configuración de las prácticas sexuales que, si bien no entran necesariamente en oposición con las que s observan afuera, se afirman sin embargo como una forma estratégica de adaptación y resistencia, frente a las restricciones impuestas por el encierro (Constant 2013; Constant and Rojas Pomar 2011; Forsyth, et al. 2002; Lesage de La Haye 1998; Ricordeau 2009). ¿Qué posibilidades, obligaciones o coacciones, legislativas y estructurales, presenta el ámbito penitenciario en materia de sexualidad? ¿Cuáles son las formas de adaptación de los individuos encarcelados en esta misma materia?
Este eje de trabajo propone cuestionar no sólo el encarcelamiento de las mujeres como un fenómeno social y político reciente, sino también las diferencias que puedan existir entre hombres y mujeres encarcelados. También nos preguntaremos cómo se ejerce la diversidad de las sexualidades en las cárceles y qué lugar ocupan en los textos legales y en las prácticas sociales carcelarias.

4. Los mercados del encierro carcelario

Las cárceles no sólo encierran: su meta también es reformar. Por eso, el trabajo aparece como un motor esencial del espacio carcelario, que permite la constitución de una mano de obra barata, así como la inscripción de este espacio en el marco de intercambios económicos que se observan a diferentes escalas (Sudbury 2005). La educación constituye otra faceta del proceso de reforma de los individuos encarcelados, que supone una mejora de sus posibilidades laborales en el momento de la salida. Sin embargo, en algunos países como el Perú, la educación y los talleres de trabajo implican inversiones económicas que corresponden a los internos (matrículas, compra de materiales, etc.), lo que no garantiza su acceso para el conjunto de la población carcelaria. ¿Qué lugares ocupan el trabajo y la educación en el ámbito carcelario? ¿Cómo se inscriben en las dinámicas económicas vinculadas a la cárcel? Paralelamente, la construcción y la administración de las cárceles conllevan cierto número de intereses económicos, en términos en empleo, asignación de los recursos e inversiones públicas. La privatización de los establecimientos penitenciarios constituye una decisión pública que responde a intereses económicos privados. ¿Cuáles son los estados que dieron el paso de la privatización (Dammert 2005; 2006)? ¿Cuáles son los para los que esta opción aparece viable? ¿Cuáles son los resultados esperados u obtenidos por este medio?
Por otro lado, los mercados del encierro carcelario pueden ser analizados como un conjunto de lugares y actores, motivados por oportunidades lucrativas. En esta perspectiva, se tratará de examinar la variedad de transacciones, su naturaleza, las escalas y los actores implicados en intercambios cuya existencia está subordinada a la cárcel como espacio geográfico o simbólico.

5. Dinámicas espaciales y territoriales del encarcelamiento

Los establecimientos penitenciarios forman parte de paisajes, urbanos o rurales (Combessie 1996), en los que llegan a imprimir su huella, interviniendo indudablemente sobre el territorio que ocupan. La cárcel no se reduce a una simple construcción destinada al encierro punitivo, sino que se inscribe dentro del espacio ampliado de barrios, ciudades y países, y se inserta en múltiples redes.
Se puede abordar el espacio carcelario a partir de varias escalas, desde lo local hasta lo transnacional (Cunha 2005; Ribas, et al. 2005), a partir de los distintos intercambios que se establecen entre el interior y el exterior (días de visita, llegadas de proveedores, traslados de internos, entrada y salida del personal penitenciario). En este sentido, se trata de un espacio que permite el encuentro de varios universos, tanto físicos como simbólicos. ¿Cuáles son los distintos interfaces que se pueden observar según las escalas, los individuos, las prácticas? De los espacios a los actores, este eje temático propone examinar no sólo la inscripción de las cárceles en el territorio, sino también la forma cómo éstas participan de su construcción y de su administración.

Condiciones de sumisión de propuesta
Las propuestas de comunicación deberán incluir los siguientes elementos:
- el título de la ponencia;
- los datos personales del/ de la autor.a : nombre, apellido, institución y correo electrónico;
- el/los país(es) a lo(s) que se refiere la ponencia;
- un resumen de 3000 caracteres.
Las ponencias podrán ser sometidas en castellano o en portugués. El idioma de comunicación empleado durante el coloquio será el castellano.
Las comunicaciones, redactadas en castellano y bajo la forma de artículos científicos, serán publicadas por el Instituto Francés de Estudios Andinos (IFEA, UMIFRE 17, CNRS-MAE).
Fecha límite para el envío de propuestas: 22 de diciembre 2013 Información de selección de las propuestas: 31 de enero 2014 Envío de propuestas a la dirección siguiente:
coloquio.carceles.2014@gmail.com

Desarrollo del evento
Los días 23 y 24 de abril estarán dedicados a las ponencias. El día 25 de abril, para los ponentes que lo deseen, se planea realizar una salida al campo, con la visita de un penal mixto en Lima.

Comité organizador
Chloé Constant (IHEAL-CREDA, Université Paris 3–Sorbonne Nouvelle) Chloé Paux (Institut des Amériques, pôle andin)
Institut Français d'Études Andines (IFEA, UMIFRE 17, CNRS-MAE)

Comité científico
Daniel Acosta Muñoz (Escuela Penitenciaria Nacional-INPEC)
Carlos Aguirre (Université de Oregon)
Elena Azaola (Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social-CIESAS)
Camille Boutron (IRD, Prodig UMR 8586)
Tristan Bruslé (CNRS, UPR 299, Centre d'Études Himalayennes)
Stephanie Campos (National Development and Research Institutes, Inc.)
Robin Cavagnoud (Institut Français d'Études Andines-IFEA)
Chloé Constant (IHEAL-CREDA, Université Paris 3–Sorbonne Nouvelle)
Ludmila Gaudad (Universidade de Brasilia-UNB)
Jaris Mujica (Pontificia Universidad Católica del Perú-PUCP)
Maria Emilia Tijoux (FACSO, Universidad de Chile)

Chloé Constant
Email: coloquio.carceles.2014@gmail.com

fuente: http://www.h-net.org/announce/show.cgi?ID=207903

 

Mar 29 Oct 2013 15:36

PERU: Ensañamiento contra delegada del Penal de Mujeres

- 1959 hits - Sin voto - - - 15:36

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado

maltrato a las mujeres prisioneras del Perú

El ensañamiento contra Ida Lucia Mendoza, delegada del penal de Mujeres de Chorrillos, por el solo hecho de ser delegada del Pabellón C. Es un tratamiento inaudito, un tratamiento infraumano, lindando con practicas que se usaron en Guantanamo, practicas comunmente usadas en los 80,90,2000 en las carceles Peruanas.

Cuando la violencia se feminiza, porque así se la incrusta en la prensa peruana, con el sesgo machista de "las mujeres de sendero", suficiente justificación para tratarlas como seres desprovistos de todo derecho y menos de su condición de mujer. El estado peruano se ensaña contra la mujer por el solo hecho de ser acusada de "terrorismo", por el solo hecho de ser insumisa, por el solo hecho de ser portavoz de necesidades de sus demás compañeras, los encargados y encargadas de dicho penal al mando de la jefa de seguridad del Penal, la señora Nancy Marchena, tiene en su haber dicha infamante, infrahumano tratamiento. Aqui la denuncia de su valiente madre que pide, por lo menos se la considere como ser humano. Reproducimos su Denuncia.

Donde estan los llamados organismos de Derechos Humanos del Perú? NO ESTAN PRESENTES.

 

DENUNCIA.

Soy la madre de IDA LUCIA MENDOZA, quien esta detenida en el Penal Anexo de Mujeres de Chorrillos, y es Delegada General del Pabellón C, que tiene régimen cerrado especial, y en ese compromiso de delegada defiende los derechos de todas las internas sin discriminación alguna por lo cual es muy respetada y querida por todas.

Quiero denunciar que en  abierto abuso de autoridad  ha sido  encerrada en un calabozo, celda de castigo, del penal,  sin que haya cometido ningún acto de violencia, ni afectado en ningún momento la tranquilidad de las personas, ni la seguridad del establecimiento penal, como lo establece el  artículo 85 del reglamento del código de ejecución penal, en ningún momento lo ha violentado para que se le encierre en una celda de castigo. Mi hija sufre de hipertiroidismo y ha sido aislada y encerrada sin ningún examen médico especializado, es más esta “pendiente” su salida al hospital, así las autoridades del Penal han violado el artículo 91 del reglamento del Código de Ejecución Penal.

La celda de castigo en la cual  actualmente se encuentra es una celda donde no tiene luz eléctrica, y tiene una plancha de metal como puerta y solo un orificio de entrada de luz en la parte superior. Por donde se le pretende entregar sus alimentos y otros, a lo cual ella se opone porque mínimamente debería haber un trato digno con las personas, sean estas internas, encerrada todo el día y solo la sacan de noche un rato, por lo cual no tiene acceso a los rayos solares y como mencione prácticamente todo el día a oscuras al estar en esa inhumana celda, inhumana porque son las autoridades del penal las que la hacen inhumana, al mantener así, esas celdas de castigo.

Pero, porque hacen esto contra mi hija, simple y llanamente porque es una delegada que lucha por hacer valer los derechos de las internas, y eso es lo que disgusta a las autoridades y lo único que buscan es escarmentar a las internas golpeando a la delegada, así quieren impedir que alguien levante su voz de protesta ante los abusos constantes de los que son víctimas las internas, que nadie defienda a nadie , por eso digo que no debe haber aislamiento contra mi hija,  delegada General del pabellón C del Penal Anexo de Mujeres de Chorrillos.

Además se ha violentado el debido proceso para sancionar a mi hija con enviarla a la celda de castigo y aislarla porque en ningún momento ha sido informada de la investigación que debió hacer la jefa de seguridad del Penal, la señora Nancy Marchena, por ende se le ha impedido  hacer una defensa efectiva pues no conocía de que se le acusaba, así el Consejo Técnico Penitenciario ha dado una sanción sin ninguna investigación previa, violando flagrantemente el debido proceso reconocido en nuestra Constitución Política.

Pido a toda persona con verdadero sentimiento democrático sirva a difundir esta denuncia, a fin de no permitir tamaño abuso de autoridad, atentando contra la salud y vida de mi hija,

                                                                                  LUCIA MATEO MORALES.

 

 

 

Lun 02 Sep 2013 02:40

DEMARCHI ES UN PARAMILITAR DE LA DERECHA PERONISTA

- 1926 hits - Sin voto - - - 02:40 -

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado

demarchi, represor peronista de derecha

El que escribe lo que se lee en el documento o trascripto abajo es el ex Fiscal Federal Gustavo Demarchi, preso en Marcos Paz por crímenes de lesa humanidad.-

Fue Fiscal en la causa que me tuvo seis años detenido imputado en delitos similares a los que hoy están tipificados por la Ley antiterrorista impulsada por el gobierno Nacional y votada sin chistar por los legisladores actuales.-

El tipo se enorgullece de haber sido fiscal y haber acusado tanto a mí como a decenas de compañeros por las leyes antiterroristas 20.840 que tuvo como respuesta la renuncia masiva del bloque de diputados del Peronismo revolucionario que enfrentaron a Perón,  dieron un portazo renunciando dignamente a sus bancas en rechazo a una Ley que venía impuesta por los sectores fascistas y reaccionarios del peronismo en aquellos años,  lamebotas del imperialismo yanki.-

Esto es lo que se logra con la aprobación de leyes como la antiterroristas que aparezcan estos fascistas a reivindicarlas.-

Hubiera yo preferido que algunos diputados, sobre todo los que militaron en las organizaciones revolucionarias de aquellos años, hubieran tenido misma orgullosa actitud que tuvieron aquellos enormes compañeros muchos de los cuales cayeron heroicamente en combate.-

Este Fiscal, fue dueño del Peronismo marplatense durante décadas, y todos sabemos que hay tipos así, con pensamientos exactamente igual a este hombre,  tanto en el peronismo oficialista como en el de la derecha opositora, solo que los primeros zafarían porque pasaron por las aguas benditas del oficialismo, y los otros (siendo iguales en pensamiento e ideología) son -de alguna manera- mas sinceros en sus pensamientos, igual que el Dr. Gustavo Demarchi.-

Este hombre era el Jefe máximo de la CNU en Mar del Plata y también en La Plata por su jerarquía e influencia,  la versión local en esas ciudades de los grupos paramilitares TRES A (Alianza Anticomunista Argentina) armados, financiados y alentados desde el Gobierno "popular y democrático" de Isabel Perón y López Rega (aunque las matanzas y hostigamientos a la izquierda peronista o al peronismo revolucionario empezaron en vida del Gral Perón, solo recordemos Ezeiza -junio de 1973-).-    

El modo de operar de las TRES A era un preludio de lo que vendría con el golpe del 1976: fuerzas policiales y a veces militares conjuntamente con civiles del peronismo sindical o político del PJ (CNU, CdeO, Comando Libertadores de América, etc) que irrumpían y asesinaban a mansalva o ingresaban a domicilios, muchas veces con aparentes ordenes judiciales, secuestraban a compañeros o compañeras y los ejecutaban sumariamente.-

De esta forma también asesinaron a mi papá.-   El Fiscal Demarchi estuvo a cargo de la investigación, cerrando la causa en una semana.-

Cientos de nuestros mejores compañeros y compañeras MONTONEROS fueron asesinados de esta forma ANTES del golpe del 76.-   Había también un Gobierno que se autotitulaba "popular", "democrático" y era indudablemente "constitucional",  cuyo parlamento votó masivamente una Ley Antiterrorista.-

El Fiscal Federal Gustavo Demarchi, nombrado por ese Gobierno fue un partícipe mediato, inmediato, intelectual o ejecutor de muchas de esas matanzas.-

Demarchi al igual que otros funcionarios judiciales también miembros de las TRES A/CNU participaban en interrogatorios, esto lo han declarado también varios compañeros.-

Se imaginan a un tipo con el pensamiento que él expone a cargo de la causa que los tenga como imputados??

Se imaginan la cordura o independencia que puede tener en una causa un tipo así???

Se lo imaginan en un interrogatorio???

El tipo me macartea en lo que más me enorgullece.-   Dice que fui un oficial de la Organización Montoneros y afirma que pertenezco a las FARC colombianas.-

Y también niega su participación o integración a las TRES A/CNU.-

Ahí se puede observar la dignidad montonera frente a la cobardía de la derecha peronista (en cualquiera de sus variantes, sea la de este tipo, sea la de los que provienen del liberalismo de la UCD o los caciques o gobernadores señores feudales actuales).-    El cobarde fascista niega ser lo que es.-

Yo digo a mucha honra que fui, soy y seré MONTONERO y que jamás en mi larga vida adjuré ni adjuraré a los principios, los objetivos y la historia que guiaron mi vida dentro de esa Organización.-

Sigo luchando contra la Oligarquía y el Imperialismo, sigo creyendo que no es posible producir ningún cambio que favorezca a la clase trabajadora y  los sectores populares dentro del sistema capitalista, en cualquiera de sus variantes, sean estos humanistas, consumistas o "nacionales y populares".-

Sigo creyendo en una Patria Libre, Justa y Soberana y sigo luchando con todas las fuerzas que me puedan quedar por la Liberación Nacional y el Socialismo.-

Pero la derecha peronista se hace la boluda, cobarde y como es, ni siquiera estando en cana tienen la valentía de asumir lo que fueron.-

Se equivoca en algo en su macarteo el Fiscal Demarchi porque no soy de las FARC, lo habría intentado ser si hubiera vivido en Colombia,  pero no lo soy, no se tampoco si hubiera calificado en valentía y resistencia para serlo.-   Fui Montonero con las responsabilidades que se me dieron y asumí gustoso.-  Tratando siempre de ser coherente y no traicionar los principios de aquellos que murieron combatiendo o sufrieron las torturas de los campos de concentración.-

En lo demás acierta en todo lo que dice de mí el Fiscal Federal, soy todo lo que él dice.-

Como no soy ningún botonazo, ni buchón tengo muy en cuenta que el tipo está preso y por lo tanto está en inferioridad de condiciones respecto de mí que estoy en libertad.-

Jamás le pego a un tipo esposado o en cana porque tiene más dificultades para defenderse.-   Se muy bien lo que es que te peguen esposado o estando preso y la impotencia de no poder responder.-

Apenas le respondo en lo esencial.-

No discutiré derecho por cartas públicas con el Fiscal Demarchi, eso será en el Juicio Oral.-

Por eso algunas las dejo pasar, cosa que no hice cuando Demarchi sacó una carta similar estando en libertad y le dije públicamente que si está dispuesto, podríamos resolver las viejas disputas cuando quiera, en el modo que quiera, donde quiera y con los medios que quiera.-

Jamás contestó ni aceptó mi reto.-

Todos saben que soy un defensor y que si, excepcionalmente, he aceptado ser querellante en la causa que tiene a Demarchi como imputado lo fue ante el requerimiento de los HIJOS de los compañeros caídos y otros familiares.-

Ni siquiera yo mismo soy querellante por el fusilamiento de mi Viejo.-

Seguramente en el Juicio Oral nos volveremos a ver las caras, solo que ahora yo no estaré esposado o encapuchado.-

En efecto declaré como testigo en los juicios por la Verdad porque me citaron para ello y dije lo que se y me consta: que Demarchi era el Jefe del CNU en Mar del Plata porque yo estuve enfrentado con él cara a cara en los años setenta, él representando al CNU y yo a la Juventud Peronista de Montoneros.- 

Demarchi dice que "luchó contra la subversión".-  Eso no es cierto, lo que hizo fue enviar parapoliciales fascistas a ejecutar prisioneros indefensos.-    Jamás combatió contra los Montoneros.-

Lo más cerca que estuvo de un Montonero fue en la mesa de torturas.-

Eduardo Soares (el Negro)

Buenos Aires, Argentina

Setiembre 2013

,,,,seguidamente la carta en cuestión.....

 

                                                                                        Marcos Paz, Agosto 2013

 

                            A MI FAMILIA, COMPAÑEROS, AMIGOS,

                            COLEGAS, CLIENTES, CONCIUDADANOS Y

                            COMPATRIOTAS.

 

           CON LICENCIA PARA QUE TAMBIEN LO PUEDAN LEER QUIENES SE

          DICEN MIS ENEMIGOS. (EL ACHICAMIENTO DE LETRA ES ADREDE)

represor, el fin de los represores una muestra que se extenderá a otros paísesGustavo Demarchi,  abogado (T.70.F.558 CFALP) actualmente  detenido en el Penal Federal de Marcos Paz y con prisión preventiva  decretada trataré de efectuar una síntesis de mi detención y prisión  ilegal con la utilización del Poder Judicial como un arma de persecución  política:

Ante el armado de una causa criminal en mi contra por parte de los  jueces del Tribunal Oral Federal en lo Criminal de Mar del Plata en  connivencia con integrantes de organizaciones terroristas que operaron en contra del gobierno constitucional durante el lapso de 1974 al 24 de  marzo de 1976 y la impronta del Fiscal General de la Justicia Federal de  Mar del Plata, Dr. Daniel Adler me involucran en la causa No 13793 del Juzgado Federal No 3, Secretaria de Derechos Humanos de Mar del  Plata.-

La misma esta iniciada por denuncia del Fiscal Dr. Daniel Adler, paradójicamente, con un escrito mío pidiendo declarar en el denominado  juicio por la verdad ante las acusaciones basadas en falsos hechos por el  ex guerrillero de Montoneros, y adherente de las FARC), Eduardo Soares  quien declaró como testigo tres veces dando diferentes versiones y  contando para ello con la complicidad el Tribunal Oral Federal de  Falcone, Portela Y Parra, sobre una supuesta participación mía en la CNU a la cual nunca pertenecí.-

Como el mismo oficial montonero Eduardo Soares lo reconoce, en  el ejercicio de mi cargo de Fiscal Federal lo acusé por infracción a la Ley  20.840  de lucha contra la subversión durante el gobierno constitucional en  1975 y resultó condenado con sentencia firme de 1ra. Instancia y  confirmada por la Cámara Federal.-

Este solo hecho configuraba una manifiesta falta de idoneidad  del testigo Soares a mi respecto configurando ese testimonio, en  realidad, un ataque a mi persona a manera de venganza política de las  organizaciones terroristas que durante la vigencia del gobierno  constitucional constituido el 25 de mayo de 1973 agredieron al pueblo  argentino para imponer una dictadura de corte castro-comunista.-

Esa presentación, ante el Fiscal Daniel Adler, donde se acreditaba  la vinculación del testigo Eduardo Soares con la narcoguerrilla de las  FARC, fue acompañada por la manifestación de que Soares homenajeó y  apoyo a esa organización narco-terrorista durante un acto el 25 de  marzo de 2004 en la sede la organización "Madres de plaza de Mayo"  junto con el Secretario Gral. Partido Comunista Patricio Echegaray (ver  folleto).

La reacción de diversos organismos; supuestamente defensores de los derechos humanos, cuando en realidad operan como defensores de posturas antirrepublicanas ligadas a organizaciones del terrorismo "setentista" (Montoneros, FAR, FAP, ERP, etc.); fue cuestionar ante el Fiscal Esteban Righi esa presentación que había dado inicio a las acciones pertinentes en la UFIDRO (fiscalía temática de lucha contra el narcotráfico y el terrorismo) y que derivaron, de manera insólita y temeraria a favor de la impunidad del narcotráfico y la guerrilla colombiana, como consecuencia de esa presión antirrepublicana en:

a) La disolución  de la Fiscalía especial de "Lucha contra el Narcotráfico y el Terrorismo"

b) La renuncia  del fiscal a cargo Dr. Gentili y

c)  El inicio de esta acción  (causa 13.793) contra el suscripto, por parte del Fiscal Daniel Adler quien así dejó de ser cuestionado por esos "organismos" defensores de los terroristas bajo la engañosa denominación de instituciones defensoras de los "derechos humanos" y, por hechos acaecidos hace ya 38 años en los cuales no tuve ningún tipo de participación ni responsabilidad y aplicando retroactivamente la imprescriptibilidad de las acciones penales vigente recién en Argentina a partir del 3 setiembre de 2003 .-

Este testimonio interesado se suma a la conjetura de que el suscripto al ser Fiscal Federal cuando se suceden los hechos del asesinato del Dr. Ernesto Piantoni ( de quien yo era amigo) el 20 de marzo de 1975 y al día siguiente la muerte violenta de cinco presuntos montoneros, supuestamente por represalia al crimen anterior y dictaminar en esos casos como Fiscal, después de la instrucción federal policial (competente por delegación del Juez Federal González Etcheverry), procedí a dictaminar en todas esas causas (5) el sobreseimiento provisorio con la expresa disposición de dejar la causa abierta. El sobreseimiento provisorio dictaminado fue acogido por el Juez indicado que fue quien los decretó y les confirió estado y efectos jurídicos.

Con ello, por los dictámenes, se me procesa y se dicta mi prisión preventiva por asociación ilícita y encubrimiento de los 5 homicidios, sin involucrar al Juez que los dictó ni a los fiscales que me sucedieron después de mi cesantía en julio de 1976 a pesar de ser el Juez quien establece el estatus jurídico respectivo.

Se ignora de manera absurda que un dictamen fiscal no es vinculante ni constituye estado. Es sólo una opinión, si bien calificada de la secuencia procesal a seguir, pero en modo alguno constituye estado y, menos aún, puede ser tenido en consideración para la comisión de delito alguno y/o participación en una asociación ilícita.

De esta maniobra surge claramente que sectores de la justicia Federal de Mar del Plata, en especial los jueces del Tribunal Oral Federal Drs. Falcone, Parra y Portela con el apoyo del Dr. Jorge Ferro y los organismos supuestamente defensores de derechos humanos, se han empecinado en no sólo la persecución política del suscripto, fácilmente deducible por acusadores provenientes de organizaciones guerrilleras, destituyentes del gobierno democrático surgido de las elecciones del 11 de marzo de 1973, como Montoneros, contra quien como Fiscal Federal se le requirió su procesamiento en orden a la Ley 20.840 durante el imperio de la Constitución (1974/1976), sino que, además, se entronca con actores funcionales o panegiristas del narcotráfico que a, su vez, tienen abogado común, como es el Dr. Cesar Sivo, con los Drs. Falcone y Parra ne causas penales.

Se instrumenta la misma mediante la manipulación y banalización de los derechos humanos que resultan, en el caso, ser un instrumento para perseguirme y luego procesarme con fundamento en testimonios interesados como el de Soares y demás militantes de Montoneros o sus formaciones de superficie (JUP Regionales, JTP, Movimiento de Bases, etc.).

Así, la conexión de diversos protagonistas, que coadyuvan a la formación e impulso de la causa donde se me requiere, con el narcotráfico resulta insoslayable para la comprensión del entramado judicial y político en mi perjuicio.-

En efecto, a la clara identificación del testigo Soares con la narcoguerrilia de las FARC ya apuntada y corroborada en los documentos que son de público conocimiento y verificables por la web, debe destacarse que el suscripto, en su calidad de Camarista Federal subrogante, con fecha 28/06/96 en la causa 1455 le confirmó Prisión Preventiva por tráfico de éxtasis en Plnamar en la causa: "FERRO VIERA, CARLOS S/ INFRACCIÓN LEY 23.737" rechazándole un planteo de nulidad. (Registrada bajo el N° 1324, Tomo III Folio 37 de la Cámara Federal de Apelaciones de Mar del Plata) al encartado Carlos Ferro Viera como surge de la resolución respectiva.-

Esta causa, oportunamente fue girada, luego, al Tribunal Oral Federal de Mar del Plata de Roberto Falcone, Néstor Parra y Mario Portela, (que tiene antecedentes muy particulares con respecto al narcotráfico a saber: desaparición de 100 Kg. De drogas secuestradas de la bóveda del Tribunal para ser vendida a diversos consumidores y la nulidad de numerosos procedimientos judiciales con secuestro de drogas y detención de narcotraficantes en Mar del Plata con la  excusa  de no estar debidamente fundados los allanamientos nocturnos) por Roberto Falcone, Néstor Parra y Mario Portela, después de ordena runa sugestiva nueva pericia se concretó una "singular y mágica metamorfosis" por la cual las pastillas de éxtasis secuestradas a Carlos Ferro Viera mutaron a analgésicos y, consecuentemente, dictó un fallo absolviendo al influyente Ferro Viera "resguardando su buen nombre y honor".

A modo de agregado conducente se destaca la conexión directa de Carlos Ferro Viera (el proveedor de droga de Maradona cuando estuvo al borde la muerte en Uruguay) con Gustavo Mustoni Alías "Palmer" (por "pala" y "merca") quien fue "puntero político" en La Plata de Julio Alak y luego vocero de la línea aérea Southern Winds (S.W.) cuando se produjo el contrabando de droga en las valijas de esa compañía aérea que llevaba como destinatario "Embajada Argentina".!!!

Ante tantas irregularidades y en la seguridad de que ninguna de las garantías constitucionales y convencionales podrían ser utilizadas en el juicio derivado del "relato" armado traje a mi memoria la frase de Julio Cortázar antes de emprender su exilio al decir :"Quedarme era una indignidad".

Así emprendí mi ida, el 8 de noviembre de 2010 del país para lo cual tome un ómnibus de la empresa Singer desde la ciudad bonaerense de Zárate con destino a una ciudad de la Provincia de Misiones con fronteras con Paraguay y Brasil.

Después de catorce horas de viaje arribe a la ciudad de destino me alojé en un hotel a la espera de que un amigo en su auto por un "pase legal" dado por el entonces delegado de Migraciones en Mar del Plata Dr. Fernando Scarpatti, me cruzara al Paraguay, lo que concreté el día 10 de noviembre de 2010.

Una vez en la ciudad de destino, en Paraguay, abordé otro bus que me depositó, 10 horas después, en Ciudad del Este donde, ante la pregunta del aduanero paraguayo, manifesté que era un periodista argentino de la ciudad de Miramar que venía a cubrir las elecciones municipales celebradas el domingo anterior en Paraguay. Al día siguiente, después de pernoctar en Foz de Iguazú partí en bus a San Pablo para tomar, el día 12 de noviembre de ese 2010, el avión que arribaría a las 12 horas a Bogotá.

El día 17 del mismo mes inicie los trámites para mi exilio ante la Cancillería de la República de Colombia siendo atendido por el Licenciado Libardo Ospina, sobre el cual guardo el peor de los conceptos .

Después de un nutrido trámite, que duró tres meses , el gobierno de Colombia, presidido por Juan Manuel Santos, quien había abandonado la correcta política llevada a cabo por el Ex. Presidente Uribe contra el narcotráfico y la guerrilla de las FARC y declarado, de manera insólita, que el facilitador de ese narcotráfico y encubridor de las FARC, Hugo Chávez Frías, dictador populista de Venezuela, "era su nuevo mejor amigo".

Como muestra de ese giro, Santos con la connivencia del embajador argentino en Colombia Gral. Martín Balza me negó el refugio y me entrego a las autoridades argentinas, a pesar de reconocer el carácter político de mi procesamiento, dejando sin tratar mi pedido de asilo.

En el mismo tiempo Colombia ingreso al engendro "Chavo-­Kirchnerista" de UNASUR logrando la Secretaria General a la par que Santos comenzó una persecución similar a la que emprendió el kirchnerismo contra mi y otros ciudadanos por razones políticas, a ministros y funcionarios del Ex Presidente Uribe quien había sido el gestor de su triunfo electoral, del mismo modo que Kirchner lo hizo con Duhalde y sus simpatizantes.

Dalmiro Sáenz en su libro "Yo te Odio Político" asegura que la traición es el motor de la vida política”. No puedo desmentirlo.

Dr. Gustavo M. Demarchi

Abogado- PRESO POLITICO DEL REGIMEN "K".

Ex Fiscal Federal de Mar del Plata (1974/1976)

Ex Sec. Académico Univ. Nac. de Mar del Plata (1974/1976)

Ex Candidato a Intendente por el PJ para Mar del Plata en 1983.

Ex Asesor Senado de la Nación (1989/1995).

Jue 24 Oct 2013 19:02

COMPRENDIENDO QUE MUEVE EL DELITO

- 2025 hits - Sin voto - - - 19:02 -

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado

              delincuencia enemigo o consecuencia social                           

por: Lic. Roger John Rojas C.

A  través de la evolución del hombre el delito ha despertado particular interés en conocer su origen, sus causas y por consiguiente la forma de combatirlo.

La infancia del genero humano, eran épocas de ignorancia y  el hombre para explicarse los fenómenos se puso a inventar dioses, fue así que las primeras explicaciones del delito tuvieron carácter religioso.

En  el proceso evolutivo pueblos antiguos como el pueblo Hebreo, Egipto, China, Israel, Grecia, Roma  analizaron la forma de castigar estas desviaciones.  Platón, decía al respecto que el crimen es producto de la miseria.

Durante la edad media el  pontificado represento la institución judicial.  En este periodo las sanciones eran desproporcionadas. A los pobres sanciones larguísimas y a  los ricos  invitaciones a confesarse para luego ser puestos en libertad.

Intervienen Martín Lutero y John Calvino proponiendo la libertad del hombre en cuanto a la vida se refiere. Se  crean cárceles  para no quitar la vida a los infractores, sino para readaptarlos.

Cesar bonnezana, considera que las penas deben ser proporcionales, las más humanas posibles y  propone el principio de igualdad. Con la Revolución Francesa el pensamiento de Beccaria se plasma en las constituciones.

Surge la escuela positiva con los apóstoles de la criminología  y se empiezan a estudiar las causas del delito. Cesar Lombroso, Padre de la Criminología menciona que el delincuente tiene características anormales fisiológicas, hereditarias y atávicas.

Su alumno,  Enrrico  Ferri atribuye el delito como una responsabilidad social y que este es resultado de factores sociales  que influyen en la conducta humana,  razones por la cual el hombre es delincuente por causas ajenas a su voluntad. 

Rafael Garofalo, también   seguidor de Lombroso establece distingue delitos de Piedad y Probidad.  El primero atenta contra la integridad de las personas, el segundo contra los bienes. 

En base al análisis de estos antecedentes vemos que el régimen medieval de penas desproporcionadas se  mantiene hasta hoy en las sociedades. Observando  a diario hacinamiento para pobres y comodidades para ricos. Desigualdades  garantizadas por el sistema.

Juran administradores de justicia, pero estos mismos han tenido una vida de corrupciones. No es de asombro ver que la noble profesión del derecho esta hoy al servicio de la clase dominante actual,  por tanto las leyes que esta emana no son del agrado de todos. 

Las políticas gubernamentales no son claras y cambian al calor de la pasión. Los gobiernos invierten en políticas de partido, no así en políticas de educación, salud o de mejores  condiciones materiales  para su  población con las cuales si existiria posibilidades de hacer frente al delito.

Y es que la naturaleza de los individuos, depende de las condiciones materiales.”  (Carlos Marx, “La Ideología Alemana”).

Entonces una  persona que no tiene las condiciones materiales y oportunidades necesarias para subsistir, busca otra opción: El  delito o la Prostitución. Tal cual señalaba  “No es la conciencia del hombre la que determina su ser, si no por el contrario el ser social determina su conciencia”. (Carlos Marx, “Critica a la Economía Política”).

 

Combatir  el delito no es construir  penales o crear leyes mas duras que no solucionaran el problema de fondo, sin antes haber comprendido las causas que han llevado al individuo a cometer la infracción o el delito. Combatir el delito es invertir en las necesidades más urgentes y  básicas que no han sido saciadas.

 

*Docente  Facultad Derecho – U.P.E.A       

Dom 01 Sep 2013 18:46

EL INFORME DE LA COMISIÓN DE LA VERDAD, DIEZ AÑOS DESPUÉS ¿UN DISCURSO CADUCO?

- 2166 hits - Sin voto - - - 18:46 -

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado Inicio desactivado

diez años de la CVR

A Fiorella Pérez Huayllasco

por  Javier Garvich

El informe de la Comisión de la Verdad y la Reconciliación (en adelante, CVR) tiene muchísimas contradicciones. Y no solamente las formales, que cuestionan el número de víctimas de la guerra (todo parece indicar que murieron muchos más y los desaparecidos son bastante más de los declarados oficialmente). La CVR tiene un discurso que ahora se ve agotado, incompleto, jodido.

Porque la CVR, en sus inicios, fue una enorme movilización en el que miles de universitarios y promotores populares, forjados en las luchas contra la dictadura fujimorista, marcharon a los Andes a despertar la verdad, a darle voz a los discriminados y vencidos, a rescatar a las víctimas, a reescribir la historia. Buena parte de ellos ahora, diez años después, se sienten que han sido estafados, que todas las ganas de acumular testimonios y denunciar los crímenes terminaron en un informe temeroso, que hablaba con la boca chiquita y que, finalmente, acabó escribiendo una narración muy convencional de nuestra guerra interna.

¿Cuál es el discurso de la CVR?: Que Sendero empezó la guerra, que se la declaró virtualmente a todo el país, que esa agrupación política cometió tremendas atrocidades y fue la mayor responsable del conflicto armado interno (ah, y que mató mucho más que cualquiera). Que desgraciadamente el Estado peruano cometió algunos excesos. Que buena parte de los quechuablantes fueron carne de cañón. Al final, el campesinado, descontento de los crímenes de la guerrilla maoísta, se alía con un Estado mucho más responsable y asertivo. Y entre los dos, liquidan a Sendero para siempre. Happy End.

Ese discurso, asumido formalmente por el Estado, ni siquiera es aceptado por buena parte de las élites empresariales y militares, que aún ven en el fujimorismo el gran redentor del desarrollo, de la paz social y de la actual bonanza económica. Pero es que apenas ha calado en la sociedad civil ,que no respalda ni cobija (como debiera ser) el informe de marras de la CVR. A diferencia de Chile o Argentina, el informe final de la CVR ha terminado con poco respaldo popular, sin alguna influencia en las instituciones del Estado,con un preocupante hiato entre la gente corriente ¿por qué?

Creo que uno de los principales problemas del informe está en esa visión maniquea que tuvo que manejarse por problemas de gobernabilidad (no causar complicaciones a la nueva administración postfujimorista) y posibilismo (había que negociar para no ser fulminadas por las Fuerzas Armadas y lo peor de la derecha peruana). La CVR no quiso cargar mucho las tintas a las Fuerzas Armadas, trató de sociologizar el conflicto (a diferencias de los informes de la memoria de Chile o Argentina que se remitieron solamente a describir las acciones contra las víctimas, vinieran de donde vinieran) y señalar con el dedo acusador a la guerrilla maoísta como la gran culpable de todo. Como gesto vergonzante, enviaron al entonces presidente Alejandro Toledo una carta lacrada donde sugerían los responsables de las atrocidades del Estado. Evidentemente, ninguno de esos señalados en secreto por la CVR ha sido acusado de algo. Es más, ni los sabemos (a estas alturas, Salomón Lerner podría ya denunciarlos, digo).

Los malos porque son muy malos perdieron el conflicto y se pudrirán en la cárcel. Los buenos, pese que a veces se les pasó la mano,ganaron y eso contribuyó a que el Perú sea ahora un país bastante mejor que el que sufría en los terribles años ochenta. La CVR se esforzó bastante en señalar a Sendero y a Abimael como los malos malos, el mad doctor que solamente produjo sangre y destrucción. En fin, un triste capítulo protagonizado por los profetas del odio que felizmente fueron derrotados y estigmatizados para siempre.

Ese discurso, tan cómodo al microuniverso de las ONGs y al miniolimpo de la Academia, se ha quedado solitario y desgastado.La gran mayoría de las recomendaciones de la CVR apenas se han cumplido. El resto del país tiene que escuchar el sonsonete ejemplarizador que resuena una y otra vez por los medios de comunicación. Las víctimas de la guerra no han recibido casi ninguna compensación. La corrupción está peor que antes. Seguimos con uno de los peores poderes judiciales de América Latina. En las zonas más castigadas por la guerra, apenas se han mejorado sus indicadores. La democracia no ha impedido que tengamos por Congreso un hatajo de analfabetos e inmorales. Las Fuerzas Armadas no tienen ninguna intención de abrir sus archivos para esclarecer los años del conflicto. Es cierto que la mayoría de peruanos han mejorado sus ingresos, tienen DNI y celular. También es cierto que los índices de tuberculosis o embarazo adolescente apenas han variado en los últimos veinte años y que la desigualdad entre peruanos es aún sonrojante. La CVR, en su informe, pretendía que alcanzásemos cauces para ser más asertivos, más democráticos y abiertos en nuestra praxis política. Diez años después, rodeados de políticos venales y funcionarios corrompidos, todo parece ir a peor.

Ahora que estamos de aniversario la pregunta es ¿Vale la pena seguir defendiendo el discurso de la CVR? ¿No habría que admitir que el discurso de la CVR ha envejecido?

La CVR, pese a sus limitaciones y presiones que pudieron envilecerla, fue un buen comienzo. Por lo menos, se abordaba públicamente el más triste capítulo de nuestra historia republicana. Y lo hizo cuando casi todos los peruanos recitaban el catecismo cívico fujimorista. Porque casi no había una narración alternativa.

Sin embargo, diez años después, la literatura enriquece el conocimiento de nuestro conflicto armado interno. Ese camino existede Fernando Cueto, te enseña las entrañas del terrorismo de Estado, el interior del tristemente célebre estadio de Huanta, la política oficial de torturar, matar y desaparecer peruanos. De tirarlos desde helicópteros, de coleccionar orejas de las víctimas, de la ceremonia de violar a las detenidas.

Sócrates Zuzunaga en La noche y sus aullidos, nos habla de la guerra vivida desde dentro, desde un pueblo cualquiera de Ayacucho. Algo importante es que él nos cuenta cómo así un adolescente campesino terminaba yéndose con la guerrilla. Y no uno, varios. Esos chicos que empezaron jugando a senderistas y policías en el patio del colegio y terminaron agitando la bandera roja, emboscando militares, aniquilando ronderos, ejecutando camaradas por robar una lata de atún o azotando civiles por borrachos o infieles ¿Cómo llegaron a eso? ¿Qué pasó para que una comunidad se enfrentara a otra a machetazos? ¿Cómo así 69,000 peruanos -o más de 100,000 peruanos según otras fuentes- ya no están entre nosotros?

Diego Trelles Paz nos cuenta en Bioy la ambivalencia de un militar que fue un torturador salvaje en nuestra guerra interna pero se comporta como un héroe -contra natura, eso sí- a la caza de un sanguinario narcotraficante. ¿Quiénes son los culpables? ¿Qué tan culpables eran el periodista mentiroso, el juez cobarde, el coronel corrupto, el político oportunista, el funcionario traidor, el intelectual con miedo, el viceministro indiferente? ¿Qué dice el informe de la CVR sobre ellos?

El testimonio de Lurgio Gavilán, quien fue guerrillero, soldado del Ejército, cura y antropólogo; nos evidencia de peruanos imposibles de catalogar y encasillar en el alegre juego de buenos y malos.Como él, muchos buscaron sus propios caminos de escapar del infierno de la guerra, la tortura y la matanza, se largaron de su localidad, incluso se fueron al extranjero, han intentado reconstruir su vida hecha jirones, reconstruirse sobre su juventud perdida; buscan un espacio, casi un rincón, para que sigan viviendo en un país que todavía adoran y al que quieren servir. Nada parecido a las políticas de arrepentimiento del fujimorismo y donde la CVR no ha dicho ni mu.

Las causas son bastante más complejas. Las consecuencias, peores aún. El discurso de buenos y malos ya no nos sirve. Esa narrativa de ver la guerra como el enfrentamiento de dos ejércitos errantes que se aprovechan de una población civil pasiva y mansa ya no convence a nadie.

Nuestra literatura está dando razones válidas para renovar el discurso de la CVR, para despercudirla de los intereses creados por algunas ONG y, sobretodo, para cambiar el monótono retintín de los medios de comunicación, la penosa infraética de nuestro periodismo. La CVR fue un punto de partida, ahora toca a nosotros seguir recorriendo el peligroso y airado camino de llegar a la verdad.

Fiorella Pérez, trabajaste para la CVR y ahora piensas que fue casi una pérdida de tiempo. No lo fue. Nadie pierde el tiempo sirviendo a los demás y abocándose a nobles causas. Las frustraciones y derrotas son parte de una larga lucha por darle la verdad a nuestro pueblo.Porque la verdad nos hará libres. Los límites del discurso de la CVR no la condenan, solo son los caminos para que nosotros, ahora, sigamos adelante.

Fuerza, optimismo, solidaridad. Son los poderosos los que tienen miedo de lo que hacemos. Efectivamente, que sigan teniendo miedo.