Ratio: 5 / 5

Inicio activado Inicio activado Inicio activado Inicio activado Inicio activado
 
558x367

Por: Mauricio Quiroz Torres - 

 
PERU: GRAVE DEFICIT FISCAL DE 31,632 MILLONES A AGOSTO 2015 MALISMO Y DERECHA CONVIVEN CON DEFICIT FISCAL. 
SOLO UN GOBIERNO DEL PROLETARIADO Y EL PUEBLO ACABARA CON EL DEFICIT FISCAL. 


DEFICIT FISCAL Y GASTO PUBLICO: LA URGENTE REFORMA QUE LA DERECHA NO REALIZA 

 


El Humalismo sigue acelerando el déficit fiscal que llegó ya a S/. 31,632,092,111 luego de haber comprometido gastos por S/. 81,478 millones de soles frente al magro S/. 49,846 millones de soles de ingresos por todo rubro, según el reporte de Transparencia Económica (1). 

Este desenfrenado déficit que año a año arrastra el país en todos los regímenes (1), en vez de ser reducido-mandato inexorable por la Constitución que demanda equilibrio presupuestal- se amplia con gastos innecesarios e improductivos de los Ministerios, organismos reguladores, entidades públicas, el Parlamento Nacional, etc., y la serie de programas asistencialistas que no ayudan a generar empleo productivo ni a contar con una economía sana. 

Y todo ello se hace con la complicidad de la derecha peruana y los analistas burgueses que no dicen nada frente a estos crecientes déficit que no se sustentan en obras o gastos productivos. Mas bien buscan beneficiarse de ellos. 

Así, en lo que va del año del total de gastos comprometidos del Estado menos del 20% es para Proyectos de Inversión: S/. 16,459 millones. Cifra inferior a los S/. 18,527 de gastos en bienes y servicios. 

Justamente, el país debe acabar con las gollerías burocráticas pues si el 2015, estos gastos tenían un presupuesto en el PIA de S/. 27,082 millones, el 2014 fue de 24,119 millones y el 2013, S/. 23,548 millones, o sea crecen en demasía año tras año. 

Mejorar Ingresos 

Por ello sorprende que el Poder Ejecutivo en vez de recaudar más en los que ganan y tienen ingresos mayores mantenga o profundice exoneraciones tributarias o pretenda hacerlo flexibilizando el empleo en maestros y personal de salud o generando gastos vía las asociaciones público privada cuyo financiamiento se obtiene mediante deuda externa o reducciones (compensaciones) en el pago de tributos que no aparece aun en el presupuesto como denunció el ex Ministro de Economía L. Carranza (2). 

Hoy con la complicidad del Parlamento Nacional, han anulado el impuesto a las ganancias de los corredores de la bolsa de valores. La SUNAT no realiza una real fiscalización tributaria a las grandes empresas y se dedica a perseguir a los bodegueros de las esquinas. 

Igualmente, sorprende que no se incremente el impuesto a la renta a las ganancias de tráfico inmobiliario- tan creciente en los últimos años- o que se mantenga las exoneraciones a las fusiones o reabsorciones empresariales, etc. Y que los miles de vehículos particulares, que no solo por motivos puramente ecológicos sino porque las obras viales por el caos vehicular y del transporte de mercancías se llevan buena parte del gasto de obras públicas, no tengan hasta hoy un sobre-tributo. 

Hacia eficiencia del gasto y sin despilfarro 

Pero no solo la recaudación es la que debe mejorarse sino que en medio de una crisis global y por un sano equilibrio fiscal no podemos seguir el despilfarro institucional. Urge tomar varias medidas. 

Una. Hay que acabar con el lujo de contar con demasiados ministerios y organismos reguladores (OSIPTEL, OSINERGMIN, SUNASS, OSITRAN, SBS, SUP. DE SALUD, etc.) o instituciones públicas que con el pretexto de regular son creciente fuente de gastos para pagar favores políticos, preservar las altas ganancias de las empresas de servicios de electricidad, gas, agua, telefonía, bancos, etc., y que ni siquiera son fiscalizados por el Parlamento Nacional. 

Hay que ir a una reestructuración total de ellas: menos ministerios fusionándolos al igual que las reguladoras que deben ir a una sola Superintendencia. 

Otra. Igualmente resulta intolerable que en medio de un creciente déficit fiscal se mantenga despilfarros institucionales, como sucede en el Congreso. 

No puede ser posible, por ejm., que exista autorización para que cada Congresista tenga carta libre para supuestamente contar con viajes y gastos de representación para ir a su departamento a informar su gestión, en lo que no solo es un despilfarro sino una alcahuetería politica pues solo sirve para que conversen entre amigotes. Adicionalmente, produce más gasto a la administración del congreso (recepción de informes, revisión y archivo del mismo, ocupación física de informes en estantes y espacios físicos o más locales, etc.). 

Igualmente, tiene que evitarse la proliferación de la formación de Comisiones Investigadoras Parlamentarias improductivas que solo luego de años y meses solo hallan “indicios” concentrando toda la labor en la Comisión de Fiscalización. 

Lo mismo sucede en los Ministerios. Debe irse a una reducción sustantiva de viáticos y comisiones de servicio especialmente las que son hacia el extranjero. 

En paralelo hay que reorientar el gasto en obras. 

No podemos seguir avalando el otorgamiento de adelanto en obras sin que se realice avance físico como autoriza un simple Decreto Supremo (3) que acrecienta el gasto: nuevamente se tiene que presupuestar la ejecución de la obra por demanda de los beneficiarios de las obras porque los contratistas huyen con el dinero facilitado y aparte, genera mayores sobrecostos con los procesos judiciales y administrativos (Tribunales de Justicia, Ministerio Público y Contraloria General de la República, Comisión Anticorrupción, etc.) y políticos (Comisiones Investigadoras como e Ancash, Martin Belaunde Lossio, etc.). Resulta prioritario que se deje sin efecto dicho D.S. porque asi ayudamos también a la lucha contra la corrupción pues el adelanto sin avance físico de obra estipulado en el D.S. facilita la corruptela. 

En esa misma línea, debe examinarse minuciosamente la ejecución de obras faraónicas que no ayudan a la producción o el incremento de la productividad. Ni tampoco podemos avalar las que sean fuente de sobrevaluaciones como las obras por impuestos o las de asociación público privada (4) o las que generen controversiales y corruptas adendas como las que se han otorgadas a empresas brasileñas que se asocian a empresas peruanas como Graña y Montero, ICCG S.A., etc.. No puede tolerarse que se ejecuten obras que previamente no garanticen que van a solucionar los problemas que analiza el Perfil y cuyo financiamiento exista realmente y no solo en la ficción presupuestaria. 

Y etc., etc. 

Podrá hacerlo el humalismo, la derecha, o cualquiera de los candidatos que está en la contienda electorera? 

Solo el proletariado y el pueblo en el Poder garantizarían que el déficit fiscal sea enfrentado en la forma. No hay otro camino. 


--------------- 

Notas. 

1. Ver: 
Ingresos: 
http://apps5.mineco.gob.pe/transparenciaingresos/Navegador/default.aspx?y=2015 

Gastos: 
http://apps5.mineco.gob.pe/transparencia/mensual/ 


2. Según cifras de Transparencia Económica del Ministerio de Economía y Finanzas durante el régimen de Alan Garcia, el déficit fiscal- tomando en cuenta solo lo girado en gastos y los ingresos por todo rubro- del año 2009 fue S/. 30,877 millones y el 2010 S/.32,881 millones. Ver: 

Gastos: 
http://apps5.mineco.gob.pe/transparencia/mensual/default.aspx?y=2009&ap=ActProy 

http://apps5.mineco.gob.pe/transparencia/mensual/default.aspx?y=2010&ap=ActProy 

Ingresos: 
http://apps5.mineco.gob.pe/transparenciaingresos/Navegador/default.aspx?y=2009 

http://apps5.mineco.gob.pe/transparenciaingresos/Navegador/default.aspx?y=2010 


2.Ver: http://www.facebook.com/mauricio.quiroz.73113/posts/562505527236143?pnref=story 

3.Ver: 

http://argentina.indymedia.org/news/2015/07/878901.php 


4.Ver: 
http://argentina.indymedia.org/news/2015/01/871103.php 

 

Mauricio Quiroz T.* 

limaprovincias3@yahoo.es

comments